Reporte 6: Ruta Equipada!

Hola! Nos conectamos de nuevo desde la comodidad de nuestro CB después de una exigente semana para contarles de los últimos avances de la expedición.

Estos días estuvieron marcados por un fuerte trabajo en el cerro, aprovechando el descanso logrado después de los días en el base y la buena ventana de tiempo que nos acompañó hasta ayer. El objetivo era seguir progresando en el G2, tanto en la ruta como en el porteo de equipo y aclimatación, y así generar las condiciones base que nos permitan un buen intento de cumbre. Para esto nos apoyamos en lo que ya habíamos hecho hasta ahora. Luego de cruzar el glaciar y dormir una noche en el C1, subimos nuevamente por el Banana Ridge para llegar al C2, lugar en el que ya habíamos dejado un depósito con comida y material. Aquí descansamos y reorganizamos el equipo para subir de madrugada al C3, en un tramo aún desconocido para nosotros y que pintaba para duro. En el frío de la noche avanzamos entre seracs y fuertes pendientes de nieve, las que siguieron siempre inclinadas a lo largo de un amanecer espectacular, con vistas al camino recorrido desde el glaciar y a la imponente cordillera que pareciera que no se acaba nunca. Después de unas cuatro horas llegamos al destino del día: el campo 3, que a 7.000 msnm se emplaza en un descanso que da el G2 antes de empinarse nuevamente en su camino a la cumbre.

Acá teníamos todo el día para fijar nuestra carpa, disfrutar de la increíble vista y tratar de descansar en la máxima altura en la que habíamos estado alguna vez, para ir acostumbrando a nuestro cuerpo a estas alturas. Habiendo dejado nuestra carpa y el equipo que necesitaremos más adelante, partimos tipo 7pm el camino de vuelta. Dura sensación la de bajar y saber que hay que volver a recorrer todo este tramo cuando intentemos la cumbre, pero la idea es estar lo mejor aclimatados posible, por lo que decidimos seguir con el plan, bajar al CB a descansar y esperar la próxima ventana de buen tiempo, ya que la información que nos llega es que el clima se pondrá malo en un par de dias. La idea ahora, al igual que en todas las jornadas anteriores es
aprovechar de avanzar en las horas de oscuridad para contar con nieve firme que haga más fácil la marcha. De esta forma desescalamos lo avanzado en el día para llegar al C2. Acá vuelta a reorganizar equipo para seguir bajando a través de la famosa banana en dirección al C1, cosa que no estuvo tan simple porque aunque ya eran las 10 pm, la nieve seguía demasiado blanda. Después de una agotadora bajada decidimos parar unas horas en el C1, aprovechando de dormir mientras la nieve se endureciera un poco más, y a eso de las 5 am comenzamos el largo, desafiante y siempre novedoso cruce del glaciar. A nuestra
llegada nos esperaba a los pies del glaciar Isaac, el ayudante de cocina, con 3 vasos de jugo invitándonos a dejar nuestras mochilas en las carpas para ir a tomar desayuno. Nada como una tortilla de huevos, café y chapatí para terminar (o empezar) el día.

De esta forma termina esta nueva etapa de trabajo en el cerro, en la que preparamos lo mejor posible las cosas de acuerdo al plan. Ahora toca descansar un poco y recuperar energías para ir con todo hacia arriba apenas el clima nos de una buena oportunidad!

Muchas gracias de nuevo por todo el apoyo y la preocupación! Hemos ido leyendo felices los mensajes y saludos que nos han mandado. También muchas gracias a nuestros sponsors y a todas las personas que se la están jugando diariamente desde Chile para que esto resulte.

Un gran abrazo y estamos en contacto!
Equipo G2 Chile 2015

 

Posted in Expedición.

2 Comments

  1. Felicitaciones al tremendo equipo G2-Chile !!!
    Es muy emocionante leer el relato que hacen de los progresos alcanzados hasta hoy, a seguir creyendo en el trabajo que han hecho, cabeza fría para tomar buenas decisiones y fe en quien les dará protección desde lo alto. Seguimos atentos a sus noticias y firmes en las plegarias para que el clima, el terreno y las fuerzas los acompañen en lo que pronto pasará de ser un sueño y se convertirá en realidad.
    Salam Aleikum, Aleikum Salam.
    Ernesto.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *